Menu

El actor Johnny Depp se topado con problemas con la justicia de Australia después de que trajera al país dos perros sin haber declarado su ingreso a las autoridades de cuarentena, informaron hoy medios locales.

Depp habría traído a los dos Yorkshire terriers "Boo" y "Pistol" en su avión privado el mes pasado, al incorporarse a la grabación de una nueva entrega de "Piratas del Caribe" tras someterse a una operación en la mano en Estados Unidos, según la cadena ABC.

Funcionarios del Ministerio de Agricultura que investigan el incidente explicaron que la entrada de cualquier animal al país debe cumplir los requisitos de importación o de lo contrario se ordenará su puesta en cuarentena para después ser sacado del país o destruido.

"Solo porque se trata de Johnny Depp no se puede hacer una excepción a la ley", dijo el ministro australiano de Agricultura, Barnaby Joyce, que insistió en que los perros no pueden permanecer en el país.

"Si no lleva a Boo y Pistol de regreso, vamos a tener que sacrificarlos", alertó el ministro.EFE